“En mi cuadra están las mismas casas que cuando me mudé, en 1975”

VECINOS DE BUENOS AIRES

WALTER NELSON ELBIO MELONI es su nombre completo. En la foto, compartiendo la mesa con sus amigos de Social Sp. Parrilla.  

 

Nació en Uruguay pero vino al país siendo muy chico y se convirtió un porteño más. El periodista y relator de fútbol y boxeo, está muy apegado a sus orígenes. En esta nota lo cuenta.

Sábado a la mañana. La serenidad de un día menos ajetreado de lo habitual, predispone a Walter Nelson de otra manera. Por eso, tiene tiempo de tomarse un café y leer los diarios en Social Sp. Parrilla, el bodegón de Avenida de Los Incas y Constituyentes; de charlar y compartir un par de horas con la gente de su barrio. Y, desde luego, atender a Buenos Aires Clubes y Noticias.
“Esta es como mi segunda casa. Tengo muy buena relación con sus dueños, Sebastián y Gabriel. Este lugar le vino muy bien al barrio. Hacía falta algo así como para la familia. Entonces vengo a tener un momento agradable y tranquilo, a tratar de evadirme de todo lo que ocurre habitualmente”, cuenta este periodista nacido en Montevideo hace 66 años.
Walter está sentado junto a la ventana que da a Los Incas, justo en la intersección con Constituyentes. El barrio es Parque Chas. Unos metros más adelante, en el nacimiento de la avenida Beiró, también cambia la jurisdicción y se convierte en Agronomía. Y es allí, precisamente, donde el protagonista de esta nota reside hace 42 años.
-Vivo acá enfrente desde que me casé. Cambió el barrio, como cambió la vida, el mundo.
-¿Para bien o para mal?
-Para bien. Hay algo que es esencial: que más allá de esos cambios, ambientales, tecnológicos, y lo que se te ocurra, esto sigue siendo un barrio. No lo invadieron los edificios. En mi cuadra, siguen estando las mismas casas que cuando  me mudé en el 75. A tal punto, que mis hijos también eligieron seguir en la zona. Ya  tienen su vida, están casados, pero viven muy cerca de nosotros. No se quieren ir.
-¿Dónde vivías antes?
-Yo nací en Uruguay y ya en la Argentina, me crié en el barrio La Mosca, de Piñeiro, partido de Avellaneda. Ahí viví con mi abuela hasta los 14 años. Después me mudé a Palermo: Charcas entre Salguero y Julián Álvarez. Y por último, ya no creo que me mueva de acá. A la edad que tengo…
-¿Sos de los que pasan por su antiguo barrio para observar el  sitio dónde vivían?
-No, pero tengo amigos de la época de Palermo y me encuentro con ellos. En realidad a veces sí, paso con el auto… Pero esa zona no es como era entonces, en la década del 60. Eso era barrio-barrio. Calles empedradas, jugábamos al fútbol en la calle o en la plaza Guadalupe, donde también está la iglesia y el colegio del mismo nombre. Hoy es muy comercial. Hay muchos restaurantes y negocios. Eso es lo que de pronto, le quita un poco de magia al barrio.
-¿De dónde es tu mujer?
-Ella vivía en la misma casa en la que estamos hoy. Fue la casa de sus padres e incluso de sus abuelos, solo que en el 98, la tiramos abajo y la hicimos toda a nuevo.
-¿Cómo se conocieron?
-La conocí en el 71, de casualidad, en una fiesta de egresados que se hizo en Devoto. Yo vine de Palermo a su zona, porque esto fue en la calle Pedro Morán. Éramos muy jovencitos. Ella tenía 17 años y yo 21.
-Es la hija de don Osvaldo Caffarelli, nada menos que “la voz del box”…
-Así es. Y toda nuestra familia es muy futbolera y de mucho pugilismo. Somos tercera generación. Mi hijo Ricardo también está en el boxeo: es preparador físico de Fabián Maidana -hermano del Chino- y de Neri Romero.
-¿Cómo es un sábado promedio en tu vida?
-Me levanto, desayuno tranquilo, leo los diarios, me informo, voy a tomar café, veo a mi mamá, que vive muy cerca, en Bauness y Mendoza. Tomo mate con ella. Si tengo que relatar almuerzo muy liviano y me preparo para ir… La mayoría de los sábados y domingos trabajo.
-¿Adónde solés ir a comer?
-Tengo muchos amigos. Al margen del Social voy bastante a la Cantina de Nico, en Incas y Acha, con mis amigos de los jueves.  Es un grupo con el que jugamos al fútbol desde hace 25 años. También a la Cantina de Bruno (Pedro Ignacio Rivera al 5300) y más para el lado de Palermo, a Caruso (El Salvador y Carranza). Son seis o siete lugares, generalmente cerca de casa. No me gusta agarrar el auto y tener que cruzarme toda la Capital.
-En la radio, a Gustavo López, le decías que comías por muy poca plata.
-Sí… Eso era un juego. A la gente le gustaban mucho esos diálogos. Pero un juego hasta cierto punto, eh… Porque yo siempre lo volvía loco a Gustavo, con que él vivía en una zona donde se come muy caro y yo en otra donde es más barato. Él no podía entender que hay un menú ejecutivo al mediodía mucho más económico que a la noche, en determinados restaurantes.

“IR A LA CANCHA NO TIENE PRECIO”
La actualidad profesional de Walter pasa por la actividad diaria en La Cornisa, con Luis Majul (lunes a viernes de 9 a 12 por radio La Red) y los relatos en las transmisiones deportivas de la misma emisora. “Estamos con Gustavo López y toda la banda”, cuenta. “Además estoy escribiendo un libro con Editorial Planeta, por mis 45 años en el periodismo. Va a salir a salir a fines de 2017. También trabajo en Berlín, una emisora online, y en Radio Nihuil de Mendoza… Y hasta ahí estamos bien, no quiero más, para mí ya es suficiente…

Nelson_Walter2

Con Alejandro Fabbri conformaron una recordada dupla.

-¿Cómo es trabajar en La Red?
-Yo trabajo como en todos los medios en donde estuve. Hasta diciembre de 2016 lo hice en Torneos y Competencias. Fueron 26 años. Siempre tratando de ser profesional y amando el periodismo. No cambia nada. En el medio en el cual estás tenés que seguir trabajando, investigando, produciendo y estar al tanto de las redes sociales para no quedarte atrás. En esta profesión siempre se aprende algo nuevo. A mí me encanta y me apasiona.
-¿Preferís relatar desde la cancha o desde el estudio?
-Lo que más me gusta es ir a la cancha. La pasión que sentís de ese modo es maravilloso. No tiene precio, comparándolo con los partidos que se hacen off-tube. A veces hay que hacerlo así porque el tema ecoonómico no te permite viajar tanto. Pero yo prefiero ir a la cancha. Por la adrenalina, el bullicio, el público, estar cerca del campo de juego…
-¿Hay alguna cancha que prefieras especialmente?
-Por comodidad y panorama visual hay muchos estadios buenos como Vélez, River, Boca, Racing, Independiente con sus cabinas nuevas. Quizás falte un poco de mantenimiento y que se modernicen otros estadios. Pero estamos atravesando un momento bastante complicado. En el fútbol y en la sociedad misma. Uno se da cuenta cuando viaja al exterior y ve las comodidades que tienen esos estadios maravillosos de las principales ligas de Europa. Pero no importa. El fútbol argentino es tan apasionante que se pueden disimular un montón de cosas como esas.
-¿Quiénes son los mejores relatores del medio?
-La Red es la radio por excelencia del deporte. Es la número uno. Y por algo tiene a los mejores. Está Leo Gentili, Pipi Novello, Rodo De Paoli… Después el tiempo y la gente dirán quién es el mejor en su proyección y en su maduración. Todo tiene un tiempo. A mí me pasó.
-Algunos opinarán que el mejor sos vos…
-No soy yo el indicado para decirlo. Tengo una trayectoria y he hecho cosas importantes como para que me reconozcan, pero hay para todos los gustos. Algunos prefieren a uno, otros a otro. Y cada cual tiene que tener su estilo, así como lo tengo yo.

Leave a Reply